Gastronomía de Santander

¿Qué os parece si esta semana nos vamos de puente? Os llevamos al Norte de España, hasta Santander donde sabéis que se come estupendamente bien, y si no habeis estado, os lo mostramos. En primer lugar, os adelantamos que vamos a ir a comer a dos restaurantes, el primero es un sitio espectacular con una materia prima inigualable, y el segundo un descubrimiento que nos sorprendió gratamente. Y también a cenar de picoteo. El primer restaurante es LA TUCHO, se encuentra a las afueras de la ciudad, concretamente en San Roman de la Llanilla. Es un sitio tradicional, donde como os hemos cometado, es fundamental tener una materia prima excelente, un trato satisfactorio para el comensal y ambiente muy agradable. Puntualizamos que no solo podemos ir a comer tal y como nosotras fuimos sino que también se puede ir de picoteo y de manera más informal. Los platos, como podéis ver en las fotos, son copiosos, son raciones abundantes así que si queréis probar varios platos es mejor que vayáis varias veces. Nososotras pedimos para compartir unas ensaladas de tomate y queso blanco y otra de tomate con ventresca y unas increíbles zamburiñas. Los segundos fueron Chuletas de cordero con patatas y pimientos pero no dejéis de probar el pescado que tienen. Os mostramos dos platos de merluza, uno en la que esta hecha a la plancha y otro rebozada, no sabríamos con cuál quedarnos. El rape, también rebozado, es otro de nuestros recomendados. Y, uno de los platos estrella, porque además nos encantan, son las Cocochas al pilpil. Y de postre… si os queda hueco, la Tarta de queso, el arroz con leche o un trozo de Tarta de Zanahoria es los que os recomendamos. Y después de esta comida, y por si fuera poco, nos vamos de cena a un restaurante informal en la zona céntrica de la ciudad. Se llama El Pícaro. En él cenamos: ensalada con queso de cabra y jamón de pato. Tomate aliñado con ventresca y cebolla confitada. También pedimos Provolone, Croquetas de cabrales con un gran sabor y y otras de jamón y Lacon con pimentón. De postre, el Brownie con helado de limón está muy rico, un flan de queso con helado de vainilla y una tarta de queso son los que probamos. Para los que quieran un postre más ligero el sorbete de limón es muy cremoso. Y de nuevo nos vamos de comida, esta vez a una restaurante del Hotel Silken. Se llama Marea Alta y ofrecen un menú cerrado en el que tienen varios platos de primero, de segundos y postres. Los primero que probamos: Ensalada con langostinos en tempura, Risotto con boletus, Sopa de pescado, Revuelto de huevos con setas y Tallarines también con setas. De segundo: chuleta de cerdo con compota de manzana, Rodaballo a la plancha y Tataki de atún. Y los postres: tatín de manzana con helado de chocolate, helados variados, Flan de huevo y Flan de queso con helado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s